El 25 de octubre celebramos la 17ª cena solidaria ‘La Noche de los Ojos del mundo’ con el objetivo de sensibilizar sobre el derecho universal a la visión y recaudar fondos para seguir luchando contra la ceguera evitable en los territorios más necesitados de todo el planeta.

La gala solidaria, conducida por la periodista Raquel Sans y el actor Jordi Bosch, reunió a más de 170 personas en el Foyer del Liceu de Barcelona y consiguió más de 120.000€ para desarrollar los proyectos de cooperación de la Fundación.

En el transcurso de la cena se presentó la campaña ‘500.000 + 500.000’, un proyecto que pretende ser un punto de inflexión en nuestra trayectoria: ya hemos tratado y recuperado 500.000 miradas y, durante los próximos 5 años, queremos tratar a 500.000 personas con problemas de visión de zonas desfavorecidas del Sahara, Mozambique, Bolivia y Mali, con la posibilidad de iniciar un nuevo proyecto en Perú. Según Núria Ramon, directora de Ojos del mundo, “el trabajo realizado desde el año 2001 con respecto a la creación de capacidades y estructuras debe permitir acelerar el crecimiento logrado hasta ahora y conseguir el mismo número de tratamientos en un periodo mucho más breve”.

También se dio a conocer una iniciativa on-line que pretende ganar apoyo de cara a la consecución de los retos planteados por la Fundación, y que interpela a la sociedad sobre los miedos y las experiencias personales relacionadas con la visión y su pérdida: ¿Qué es lo que no querrías nunca dejar de ver? El proyecto lo componen una serie de vídeos testimoniales dirigidos por Isaki Lacuesta y protagonizados por reconocidos actores y actrices de la escena catalana, como Lluís Homar, José María Pou, Alicia González Laá, Núria Prims y Mariona Tena.

A lo largo de la noche también hicimos balance de las actuaciones llevadas a cabo en el último año en el que hemos atendido a 64.729 personas, hemos realizado 4.246 intervenciones quirúrgicas oculares, hemos formado 1.409 profesionales sobre el terreno y hemos sensibilizado 65.264 personas.

Un año más, queremos agradecer el apoyo y la colaboración de todos los asistentes a la cena solidaria anual para hacer posible que año tras año seguimos abriendo más ojos en el mundo.